Entre la Desconsultoría y la Consultoría Artesana

302834037_47e606016aHace ya algunas semanas que hago referencia a los post que Julen Iturbe redacta desde su Consultoría Artesana acerca de este tema, ya que además de encontrarlos tremendamente acertados me siento muy cercano a ello.

Tal y como alguna vez he hecho referencia, (creo que en Facebook) yo siempre he usado el término Desconsultoría y mira por donde ha aterrizado en mis manos un libro de David Newman que se llaman Unconsulting, como dice el refrán el que nace para martillo del cielo le caen los clavos.

Leyendo el libro este fin de semana me he dado cuenta que existen varias diferencias entre los postulados de Julen y los de David y me he parado un momento a pensar entre ambos modelos (que tienen más en común que de diferente)

En primer lugar hay que poner a cada uno en su contexto social y económico. Uno pertenece a una realidad del País Vasco con empresas de mediano o pequeño tamaña (aunque también aplica y trabajo para grandes) mientras que el otro son las experiencias de una persona que ha trabajado y vivido en grandes corporaciones. Por lo tanto sus visiones están influenciadas por su vivencia.

Mientras que la artesanía se impone como modelo de hacer en entornos donde existe ya una predisposición a ello, la desconsultoría más bien parece un sistema para romper con lo estable e introducir un conjunto de dinámicas tendentes a cambiar los valores y la forma de trabajar de la empresa: disonancia. La consultoría artesana es lo que sucede después, es lo que se puede generar después de esa rotura con lo de siempre y el anquilosamiento que sufren las organizaciones.

En los dos casos estamos hablando de trabajar bajo los mismos paradigmas o casi, solo que prestándole mayor atención a unos valores o a otros según la estrategia que utilicemos.

Mientras que la Desconsultoría va a ponderar más el enfrentamiento entre lo existente y lo posible, la consultoría artesana da por hecho que eso es evidente y que lo que hay que hacer es crear las bases de la forma de trabajo, es mi opinión. Quizás sea un exceso de sutileza por mi parte o una falta de visión real, pero creo que ahí radica la gran diferencia.

El resto de conceptos creo que son tremendamente parecidos. Trabajar de forma abierta, en colaboración, conectando ideas, centrándose en la acción, y sobre todo con un concepto del entorno respetuoso y amplio y entendiendo que son las personas las que generan valor y no las cosa, los métodos o las tecnologías.

Lo curioso de todo es que no veo que haya contradicción o que tenga que existir una lucha entre todos estos modelos, más bien los veo complementarios.

La consultoría tradicional es buena para mejorar en operativas que en algunos momentos necesitan de nuevos métodos o tecnologías por el motivo que sea, mientras que las otras son las que ejercen de redireccionamiento de una estructura o al menos las que ponen en cuestión lo existente y que por lo tanto no es nada que venga a destruir sino a convertir, y se supone que a mejorar.

Cada problema tiene su herramienta para ser solucionado y no se puede acometer la solución como si hubiera una única y definitiva verdad y el resto de las cosas son enemigos a batir.

Anuncios

Un pensamiento en “Entre la Desconsultoría y la Consultoría Artesana

  1. Hearing regarding good informaion is always cool. And today i just came across some marked data and i would like to share them with you People
    I’ll surely bookmark this domain because i love this sinoficina.wordpress.com

    Thanks !

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s